Escrivá propone tres grandes consensos: para el impulso de la Inteligencia Artificial y su uso ético, para el desarrollo de las capacidades tecnológicas del país y para la transformación de la Administración Pública

https://portaledicion.mineco.gob.es/MediaNoticia/mineco/prensa/imagenes/2024/01/20242901_foto_ministro_Congreso.jpg  
​​
  • El ministro para la Transformación Digital y de la Función Pública cree que estos tres consensos “contribuirán a elevar la confianza de la ciudadanía en el sector público y en nuestras capacidades como país para afrontar los retos del futuro”
  • Se pondrá en marcha un grupo de trabajo y reflexión con todos los sectores de la sociedad civil para fijar consensos sobre los usos y límites de la Inteligencia Artificial
  • Anuncia que la próxima convoc​atoria del Kit Digital incluirá la posibilidad de contratar soluciones de Inteligencia Artificial para pymes y autónomos
  • Explica que en esta legislatura llegará al Parlamento una Ley de Ciberseguridad que refuerce las ciberresiliencias pública y privada, con especial foco en las pymes y las personas vulnerables
  • El Ministerio también impulsará un marco regulatorio que asegure la instalación sostenible de Centros de Procesamientos de Datos en España, que se convertirá en el hub de conectividad clave en el sur de Europa

El ministro para la Transformación Digital y de la Función Pública, José Luis Escrivá, ha propuesto, durante la presentación de las líneas generales de su departamento en la Comisión de Economía, Comercio y Transformación Digital del Congreso de los Diputados, tres grandes consensos para esta legislatura que “contribuyan a elevar la confianza de la ciudadanía en el sector público y en nuestras capacidades como país para afrontar los retos del futuro”.

En primer lugar, ha planteado un consenso para el impulso de la Inteligencia Artificial (IA) y su uso ético que permita “aprovechar al máximo sus posibilidades, tanto para la inversión privada como para la administración, pero siempre con la ciudadanía en el centro”. El segundo consenso sería para el desarrollo de las capacidades tecnológicas del país a partir de las fortalezas existentes, “promoviendo inversiones estratégicas y continuando con el despliegue de infraestructuras digitales que impulsen la transformación digital de las empresas y la administración y la mejora de las competencias de la ciudadanía”. Finalmente, Escrivá ha propuesto un tercer consenso “para la transformación de la Administración, dotando a nuestros extraordinarios empleados públicos de las mejores herramientas para aprovechar las nuevas tecnologías y mejorar, con ello, los servicios públicos”.

El ministro para la Transformación Digital y de la Función Pública ha comenzado su intervención explicando “la gran complementariedad que tienen las diferentes áreas” del Ministerio, ya que la transformación digital es “un fenómeno trasversal que genera palancas que pueden ser utilizadas en la mejora de los servicios públicos y estos, a su vez, son un gran catalizador para el uso de las nuevas tecnologías”. Por ello, la interacción entre ambas áreas “genera importantes sinergias”.

Respecto al consenso para el impulso del uso ético de la IA propuesto, José Luis Escrivá ha señalado que esta tecnología vive actualmente “un momento crucial”, por lo que es fundamental que “España esté lo mejor posicionada posible para aprovechar sus oportunidades tanto en el sector privado como en el sector público y, en todo caso, siempre teniendo presente que el bienestar de los ciudadanos debe estar en el centro de las actuaciones”. Para involucrar al conjunto de la ciudadanía en ese debate crucial, el ministro ha anunciado la puesta en marcha de un foro de reflexión y trabajo con los distintos agentes de la sociedad civil para fijar consensos sobre el uso práctico y ético de la Inteligencia Artificial y los límites a la utilización de esta tecnología, un debate al que el ministro ha invitado a sumarse también a los representantes en las Cortes.

El ministro ha recordado el gran impacto en la economía que está teniendo el impulso a la digitalización que vivimos desde la pandemia, especialmente en materia de empleo. En este sentido, ha recordado que “el empleo en los sectores tecnológicos está creciendo dos y hasta tres veces más de lo que crece en el conjunto de la economía, lo que se materializa en 300.000 nuevos empleos desde la pandemia, uno de cada cinco puestos creados desde entonces”.

Además, ha señalado que “existe un gran consenso sobre el impacto positivo que puede tener la IA en materia de productividad, que podría aportar al PIB hasta cinco décimas adicionales en los próximos cinco años”.

Seis ejes estratégicos de la IA

Escrivá ha propuesto trabajar en este impulso del uso ético de la IA a partir de seis ejes estratégicos, siendo el primero de ellos la capacidad de supercomputación. En este ámbito, ha recordado que contamos con recursos altamente especializados, como el Centro Nacional de Supercomputación- Barcelona Supercomputing Centre y la Red Española de Supercomputación. Por ello, “apalancándonos en estas fortalezas, debemos evolucionar hacia una red de Inteligencia Artificial especializada por áreas de conocimiento y sectores productivos que genere tracción a través de la especialización”.

En segundo lugar, el ministro ha explicado que, dentro de la IA, “tenemos grandes potencialidades que debemos aprovechar en el español y las lenguas cooficiales, por lo que trabajaremos en el desarrollo de corpus y datos accesibles y de alta calidad”. En esta materia, ha resaltado que “ya contamos con proyectos muy relevantes, como el Proyecto Industrias del Español junto al Gobierno de La Rioja o los proyectos Aina, Nós, Gaitu y Vives y ahora debemos centrarnos en crear una red de IA en tecnología del lenguaje a partir de ellos”.

El tercer eje sería captación del talento para el desarrollo de la IA, respecto del cual ha destacado la “gran relevancia y alcance territorial de los proyectos para promover la captación de talento, en los que ya hemos comprometido 500 millones de euros”. Por ello, en esta legislatura “nos focalizaremos en construir sobre estos proyectos, generando redes e institucionalidad que faciliten los impactos a medio y largo plazo y trasladando el foco desde la investigación a la aplicación práctica de la Inteligencia Artificial”.

Mapa de iniciativas de talento:

El Kit Digital para favorecer el acceso a pymes y autónomos

Esta aplicación práctica de la IA entroncaría con la cuarta línea estratégica, que se focaliza en la consolidación de las aplicaciones industriales ya testadas, especialmente en ámbitos como el sanitario o el energético y, a partir de ellas, seleccionar las mejores experiencias con el objetivo de que desarrollar nuevas utilidades prácticas para las empresas. Además, “no podemos permitirnos que nuestras pymes y autónomos, que son claves para nuestro tejido productivo, queden al margen de los avances que supone la IA y, por ello, la próxima convocatoria del Kit Digital, un proyecto que ya ha tenido gran impacto en la digitalización de las pymes, incluirá soluciones avanzadas de Inteligencia Artificial”, según ha anunciado Escrivá.

“Otra de las medidas fundamentales para el impulso de la aplicación práctica -ha destacado el ministro para la Transformación Digital y de la Función Pública- es el fondo Next Tech, que movilizará 4.000 millones de euros para la implantación de tecnología innovadora en las empresas”.

“La administración pública no sólo no puede quedarse al margen, sino que debemos dotar a nuestros excelentes empleados de las mejores herramientas, incluyendo también los avances de la Inteligencia Artificial”, ha resaltado Escrivá, por lo que el quinto eje, el impulso de esta tecnología en el sector público, “también será fundamental”. De hecho, ha apostado por “el desarrollo de IA generativa en la administración, que contribuya a una mejor información e interacción con la ciudadanía y las empresas, de forma que el sector público actúe como catalizador del desarrollo de la Inteligencia Artificial”.

Finalmente, el sexto eje será el desarrollo de una IA responsable y ética, “que tenga como centro a los ciudadanos y en la que podamos contar con las contribuciones de la Agencia Española de Supervisión de la Inteligencia Artificial, a la que aspiramos en convertir en la inteligencia de la Inteligencia Artificial”.

El desarrollo de las capacidades tecnológicas

El segundo consenso propuesto por Escrivá es sobre las capacidades tecnológicas de España y su desarrollo, de forma que “podamos estar preparados para los retos presentes y futuros de la tecnología, partiendo de las excelentes fortalezas que ya tenemos”. Este consenso también se asienta sobre seis ejes, empezando por la conectividad, que es “una de nuestras principales fortalezas”.

En este sentido, el ministro ha destacado que “ya hemos alcanzado el 100% de conectividad de banda ancha ultrarrápida fija (a través del avanzado despliegue de la fibra y del servicio satelital) en todo el territorio nacional y somos el líder europeo en conectividad fija de alta calidad, gracias a la elevada inversión realizada por el Gobierno de España y a la colaboración público-privada, lo que sitúa a nuestro país con una gran ventaja competitiva para atraer inversiones”.

Hogares con acceso a banda ancha (mín. 100Mbps, en %)

Fuente: Comisión Europea (Digital Decade 2023. Datos de 2022)

El importante despliegue del 5G es “otra de nuestras fortalezas” -ha señalado- ya que el 82% de la población cuenta con cobertura 5G, lo que permite que nuestras empresas hayan desarrollado usos prácticos en medicina, agricultura, seguridad… de gran valor añadido”. Y la inversión de más de 1.000 millones de euros va a ampliar el despliegue temprano de esta tecnología en municipios pequeños por todas las provincias.

La segunda línea de desarrollo es la apuesta por el sector de los semiconductores, en el que, a través del PERTE Chip​, se movilizarán 12.500 millones, una cifra comparativamente superior a la de países como Estados Unidos o Alemania. El PERTE favorecerá la autonomía estratégica occidental en materia de chips, mediante el refuerzo de las capacidades de diseño y producción y “no sólo está atrayendo grandes inversiones, sino que también captará talento a través de las Cátedras y las Misiones Chips”.

En tercer lugar, “también aprovecharemos las ventajas competitivas que tenemos en ciberseguridad para empresas, con instituciones ejemplares como el Incibe, para continuar situándonos a la vanguardia europea en la materia”. Para ello, también “elaboraremos una Ley de Ciberseguridad, con una visión integral, que permita responder a los retos del futuro y que refuerce las capacidades de ciberresiliencia pública y privada, con especial atención a los más vulnerables y las pymes​.

Nuevo marco regulatorio para el desarrollo de CPD

La cuarta línea de trabajo será el posicionamiento de España como “hub de conectividad clave” en el sur de Europa. Para ello, Escrivá ha señalado que “aprovecharemos nuestras grandes infraestructuras y nuestras ventajas geográficas, climáticas y de producción de energías renovables para impulsar el desarrollo de Centros de Procesamiento de Datos (CPD), fundamentales en el contexto actual”. Para ello, “impulsaremos un marco regulatorio que asegure su instalación sostenible y refuerce el perfil de España como un país clave para este tipo de infraestructuras”.

En quinto lugar, en esta legislatura se continuará avanzando en el desarrollo del Plan “España Hub Audiovisual”, que prevé movilizar 1.500 millones de euros en los próximos años y que “ya está teniendo grandes resultados en cuanto al incremento de producción audiovisual en España”.

Finalmente, este segundo consenso también incluye una línea de trabajo para impulsar las competencias digitales inclusivas, ya que “dado que la digitalización es un fenómeno absolutamente trasversal, necesitamos que nuestros ciudadanos estén lo mejor preparados posibles para aprovechar las oportunidades del salto tecnológico”. En este ámbito, “estamos realizando una fuerte inversión (3.750 millones de euros, de los que un tercio corresponden al Ministerio para la Transformación Digital y de la Función Pública)” con iniciativas como el programa Generación D, que ya ha formado a casi 900.000 personas y tiene a otras 200.000 en proceso de formación.

En cuanto al tercer consenso, referido a la transformación de la Administración Pública, Escrivá ha señalado que profundizará en él durante su comparecencia ante la Comisión de Hacienda y Función Pública el próximo miércoles, por ser el ámbito adecuado para la presentación de las líneas generales del ministerio en esta materia. Ha adelantado en todo caso que entre las prioridades del departamento están la elección por parte de los ciudadanos de los canales con los que comunicarse con la administración y el aprovechamiento de la IA generativa para proporcionar a los empleados públicos herramientas de gestión más efectivas.

Comparecencia de Líneas Generales en la Comisión de Economía, Comercio y Transformación Digital