​​​El Tesoro emite 10.000 millones de euros a 10 años al menor coste de su historia en ese plazo

https://portaledicion.mineco.gob.es/MediaNoticia/mineco/prensa/imagenes/2021/01/210113_f_tesoro.jpg
  • La demanda ha superado los 55.000 millones, mayor que la registrada en el último bono a 10 años emitido en enero de 2020 
  • La nueva referencia a 10 años se ha emitido con un cupón del 0,10% y una rentabilidad del 0,114%, mínimo histórico para una sindicación del Tesoro a dicho plazo
  • La demanda ha sido de muy alta calidad, con una participación de inversores no residentes que ha superado el 79% del total de la emisión, lo que demuestra la confianza de los inversores en la economía española
  • El coste de la deuda en circulación registra un nuevo mínimo histórico y se sitúa en el 1,83%

El Tesoro Público ha efectuado una emisión sindicada de un nuevo bono a 10 años por importe de 10.000 millones de euros. La rentabilidad ha sido de 11,4 puntos básicos, lo que supone el menor coste histórico obtenido en una sindicación del Tesoro en ese plazo. 

La elevada demanda inicial, que superó los 130.000 millones de euros, permitió al Tesoro ajustar al máximo el coste de la operación, reduciendo a la mitad el diferencial ofertado frente al bono de referencia. La demanda final se ajustó hasta el entorno de los 55.000 millones, superior a la demanda obtenida en la sindicación al mismo plazo que tuvo lugar en enero de 2020, antes del comienzo del primer confinamiento general de marzo de ese año.  

La demanda final se ha repartido entre 292 cuentas inversoras de naturaleza muy diversificadas y de muy alta calidad. Los inversores no residentes han alcanzado una participación del 79,4% en la operación, lo que pone de manifiesto su confianza en la economía española. De este porcentaje, destacan el Reino Unido e Irlanda con un 15,4%, Francia e Italia con un 14,7%, Alemania, Austria y Suiza, con un 9%, los países escandinavos con un 8,5%, y otros inversores europeos con un 13,6%. Por su parte, Asia ha participado con un 11,5% de la transacción, más de lo habitual en estas sindicaciones, mientras que Oriente Medio ha alcanzado el 4,3% y Estados Unidos y Canadá un 2,1%. Otros inversores han obtenido un 0,3% de la emisión.

Atendiendo al tipo de inversor, la mayor participación ha correspondido a las gestoras de fondos con un 44,6%, seguidas de las tesorerías bancarias, con un 20,8%, las aseguradoras y fondos de pensiones con un 15,8%, y otros servicios bancarios, con un 6,3%. Los bancos centrales e instituciones oficiales han participado con un 6,3%, los fondos apalancados con un 5,5%, y otros inversores han representado un 0,7%.

El bono emitido hoy vence el 30 de abril de 2031 y tiene un cupón del 0,10%.  La rentabilidad se ha situado en el 0,114%, equivalente a 4 puntos básicos por encima de la actual referencia a 10 años (la Obligación del Estado con vencimiento en octubre 2030).  

Para hacer frente al impacto de la crisis derivada del COVID-19 e implementar el Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia, el Tesoro Público está acelerando de forma proactiva su programa de financiación. Con esta sindicación de 10.000 millones de euros el Tesoro lleva emitido un total de 22.999 millones de euros en lo que va de año, a un coste negativo del - 0,08%. Esto ha permitido que el coste medio de la cartera de valores del Tesoro registre un nuevo mínimo histórico y se sitúe en el 1,83%. Por su parte, la vida media de la deuda del Estado en circulación alcanza los 7,77 años.

Banco Santander, BBVA, Citigroup, HSBC, JP Morgan y Société Générale han actuado como directores de esta emisión. El resto del grupo de Creadores de Mercado de Bonos y Obligaciones del Estado han actuado como codirectores. 

​​​